Espumosos nacionales

¿Cómo se elabora un espumoso?

Los vinos espumosos son producidos mediante tres métodos: segunda fermentación en botella o en tanque que produce el carbónico. La tercera es añadir dióxido de carbono al vino para que sea espumoso.  Se pueden elaborar con uvas tintas y blancas. Todos parten de un vino base con poco alcohol el cual se embotella y se le añade azúcar para que provoque una segunda fermentación en la botella. Cuanto más tiempo reposa con las lías producto de la segunda fermentación más complejo se vuelve y más fino es el carbónico. Posteriormente se degüella (se quitan las lías), se le añade una mezcla de azúcar y vino (dosage) que hará que sea más o menos seco y al mercado. En este estilo tenemos a los Champagnes, Cavas, Corpinnat, Crémant. Por el sistema de fermentación en tanque tenemos a los Proseccos, Moscato d´Asti y Sekt. Esto a nivel muy general. 


STAY UP TO DATE

Submit your email to get updates on products and special promotions.